<p style='margin:0px; text-align:center; font-size:16pt; font-weight:bold;'> You need Adobe Flash Player to see this video<br><br> <a href='http://www.macromedia.com/go/getflashplayer' style='text-align:center; font-size:16pt; font-weight:bold;'> Get the Flash Player</a></p>
Busqueda en Videos, Miembros, Eventos, Archivos de Audio, Fotos y Blogs Buscar
Mary Molina
e.motion

Mary Molina|El Salvador

Todo lo puedo en Cristo que me fortalece


Mis Oraciones

Padre mio que estas en Gloria Bendigo tu nombre y mis hermanos con tigo tambien Señor te pido en este dia seas tu haciendo tu voluntad sobre nuestras vidas sabiendo que no somos nosotros |más

Apoyar en Oración

Anuncios

Mi blog

«atrás

PENSAMIENTOS E HISTORIAS PARA TU ANDAR DIARIO

Feb 02, 2009

833 Visitas
     (3 Evaluaciónes)

pensamientos e historias

¡ TÓMATE TIEMPO !

PARA PENSAR, porque ésta es la fuente del poder.

PARA JUGAR, porque éste es el secreto del poder perpetuo.

PARA LEER, porque ésta es la base de la sabiduría.

PARA REZAR, porque éste es el mayor poder sobre la tierra.

PARA AMAR Y SER AMADO, porque éste es un privilegio otorgado por Dios.

PARA SER AMABLE, porque éste es el camino a la felicidad.

PARA REIR, porque la risa es la música del alma.

PARA DAR, porque el día es demasiado corto para ser egoísta.





TRATA DE SER:

El que nunca se da por vencido.
El que siempre da un paso adelante.
El que confía en su trabajo y no en la suerte.
El que soporta el peso de sus obligaciones.
Y las lleva a cabo con la sencilla elegancia de los vencedores.



PERDONAR Y AGRADECER


Dice una leyenda árabe que dos amigos viajaban por el desierto y en un determinado punto del viaje discutieron, y uno le dio una bofetada al otro. El otro, ofendido, sin nada que decir, escribió en la arena: "Hoy, mi mejor amigo me pegó una bofetada en el rostro". Siguieron adelante y llegaron a un oasis donde resolvieron bañarse. El que había sido abofeteado comenzó a ahogarse, y le salvó su amigo. Al recuperarse tomó un estilete y escribió en una piedra: "Hoy, mi mejor amigo me salvó la vida". Intrigado, el amigo preguntó: "¿Por qué después que te pegué escribiste en la arena y ahora en cambio escribes en una piedra?". Sonriendo, el otro amigo respondió: "Cuando un amigo nos ofende, debemos escribir en la arena, donde el viento del olvido y el perdón se encargarán de borrarlo y apagarlo. Pero cuando nos ayuda, debemos grabarlo en la piedra de la memoria del corazón, donde ningún viento podrá borrarlo".