<p style='margin:0px; text-align:center; font-size:16pt; font-weight:bold;'> You need Adobe Flash Player to see this video<br><br> <a href='http://www.macromedia.com/go/getflashplayer' style='text-align:center; font-size:16pt; font-weight:bold;'> Get the Flash Player</a></p>
Busqueda en Videos, Miembros, Eventos, Archivos de Audio, Fotos y Blogs Buscar

Club 700 Hoy|United Kingdom

www.club700hoy.com


Mi blog

«atrás
<1  567  178>

Operación Bendición: Los negocios de Saturnina

Mar 28, 2011

3,102 Visitas
     (0 Evaluación)

 

Por muchos años, doña Saturnina Pérez, una mujer guatemalteca de 60 años viaja durante tres horas para llegar al pueblo donde vende carne fresca y verduras.
Pero muchas veces cuando llegaba al lugar donde iba a vender, no tenía fuerzas para trabajar.
En un día donde las ventas son buenas, Saturnina se gana el equivalente a diez dólares. Ese dinero lo distribuye entre la compra de más producto para vender y comida para su familia.
Sin embargo durante todo el día la atormentaba el pensamiento de que tenía que vender porque había nietos y nietas esperando por un poco de alimento, y eso la ponía muy triste.
Saturnina vive con sus dos hijas y seis nietos, y aunque las tres mujeres trabajan, lo que ganan nunca es suficiente para las necesidades del hogar, situación que constantemente los obligaba a “ayunar”.
Pero todo empezó a ser diferente cuando una hija le contó a Saturnina que había escuchado acerca de una organización llamada Operación Bendición. Inmediatamente ella buscó ayuda y recibió lo suficiente para iniciar un pequeño negocio con aves de patio y cerdos. Y así fue como hoy día sus negocios sí son vender, pero de lo que ella misma produce y cuida.
Ha pasado un año desde que Operación Bendición ayudó a Saturnina, y es simplemente sorprendente como con una pequeña cantidad de dinero se pudo ayudar tanto a una familia en necesidad.
Ya hay más paz en su vida al ver como su familia ya no aguanta hambre como antes solía hacer, sabiendo que está nueva bendición vino de Dios.

 

Por muchos años, doña Saturnina Pérez, una mujer guatemalteca de 60 años viaja durante tres horas para llegar al pueblo donde vende carne fresca y verduras.

Pero muchas veces cuando llegaba al lugar donde iba a vender, no tenía fuerzas para trabajar.

En un día donde las ventas son buenas, Saturnina se gana el equivalente a diez dólares. Ese dinero lo distribuye entre la compra de más producto para vender y comida para su familia.

Sin embargo durante todo el día la atormentaba el pensamiento de que tenía que vender porque había nietos y nietas esperando por un poco de alimento, y eso la ponía muy triste.

Saturnina vive con sus dos hijas y seis nietos, y aunque las tres mujeres trabajan, lo que ganan nunca es suficiente para las necesidades del hogar, situación que constantemente los obligaba a “ayunar”.

Pero todo empezó a ser diferente cuando una hija le contó a Saturnina que había escuchado acerca de una organización llamada Operación Bendición. Inmediatamente ella buscó ayuda y recibió lo suficiente para iniciar un pequeño negocio con aves de patio y cerdos. Y así fue como hoy día sus negocios sí son vender, pero de lo que ella misma produce y cuida.

Ha pasado un año desde que Operación Bendición ayudó a Saturnina, y es simplemente sorprendente como con una pequeña cantidad de dinero se pudo ayudar tanto a una familia en necesidad.

Ya hay más paz en su vida al ver como su familia ya no aguanta hambre como antes solía hacer, sabiendo que está nueva bendición vino de Dios.